Invisalign ®La empresa que diseñó el futuro de la Ortodoncia Invisible

El origen de todo: los brackets fijos
La tortura de llevar aparatos que no te puedes quitar

La Ortodoncia siempre ha buscado un sistema de ortodoncia 100% efectivo, pero cómodo y estético. Primeros fueron los brackets metálicos, potentes pero incómodos y poco prácticos para los pacientes que tenían que sufrirlos: eran fijos, antiestéticos, difíciles de limpiar y proclives a producir rozaduras y heridas.

A partir de ahi se desarrollaron multitud de soluciones parciales: brackets de cerámica que al ser blancos pasaban más desapercibidos, brackets colocados por detrás de los dientes, etc. Pero todos eran brackets fijos, no te los podías quitar para salir a cenar o para limpiarte bien los dientes, y seguían resultando incómodos y produciendo heridas.


Los brackets originales, de metal, antiestéticos, molestos y muy incómodos...

Brakets de metal

Un tímido avance: brackets blancos de cerámica, más discretos pero igualmente molestos.

Brackets de cerámica

Ortodoncia lingual, bracket fijos pero por detrás, no son removibles pero al menos no se ven.

Ortodoncia lingual

Invisalign, historia de un éxito
Invisalign avanza el fin de los aparatos tradicionales

No fue hasta 1997 que una empresa americana desarrolló una técnica que revolucionaría el campo de la ortodoncia, ofreciendo una alternativa eficaz y estética, a los brackets y la ortodoncia lingual.

Invisalign y sus alineadores súper cómodos, prácticamente invisibles y extraíbles a voluntad, eran un sueño hecho realidad tanto para ortodoncistas como para sus pacientes.

Historia de Invisalign





Innovación, la mejor garantía Invisalign
La innovación como valor diferencial frente a la competencia



El éxito de Invisalign fue tan grande, que pronto surgieron infinidad de competidores como Alineadent, Inviflex, ClearAligner, etc.

Sin embargo estas empresas de China, Corea o Brasil, se centraban en la fabricación de alineadores de bajo coste, y carecían de la infraestructura y garantías de una gran marca como Invisalign:

Invisalign®, como marca líder del mercado, invierte contínuamente en I+D para mejorar sus alineadores, su software 3D de programacion y previsualización de la evolución, etc.

Como ejemplo curioso y muy práctico, los puntos de color azul que incorporan sus alineadores, y que van perdiendo color con el uso, indicando así el tiempo de uso... perfectos para controlar a adolescentes perezosos!

Comparativa: Invisalign vs. Alineadent, ClearAligner, etc

Certificados Invisalign
La garantía de que cada profesional cuenta con la formación más exclusiva.

Invisalign dedica muchos esfuerzos a la formación de sus profesionales y garantiza el nivel de experiencia con los Certificados Oficiales que otorga a sus ortodoncistas. Estos certificados valoran el número de pacientes tratados por cada doctor, y van desde Gold y Silver hasta Platinum o incluso Platinum Elite, como es el caso de Joan Raga.

Gracias a los Certificados Oficiales Invisalign, los pacientes Invisalign pueden optar por un ortodoncista certificado de máxima confianza.







¿Es caro el tratamiento?

Invisalign no es precisamente barato. Un tratamiento Invisalign suele estar entre 3.500€ el más sencillo, 4.500 el más frecuente y 5.500€ o más el más complejo.

Ten en cuenta que un ortodoncista especializado en Invisalign puede tratar casos mucho más complejos, o bien tratar casos sencillos con menos tiempo y menos visitas.

Pídenos presupuesto exacto sin compromiso alguno.

¿De verdad que no duele?

Claro que no. Los primeros días notas unas leves molestias, pero sólo hasta que te acostumbras.

Cada vez que cambias los alineadores notas una ligera presión, es normal, y desaparece muy pronto.

Los alineadores son suaves y en ningún momento te hacen daño ni te producen roces o heridas. A partir del 3er alineador, el tratamiento ya forma parte de ti, lo has integrado totalmente en tu día a día, sin más.

¿Cuánto tiempo requiere?

Todo dependerá de la complejidad del caso, pero generalmente el tratamiento más habitual dura 15 meses.
Uno muy sencillo puede durar 7 meses y uno complejo 18 meses o más.

En la mayoría de casos Invisalign funciona en dos etapas: una etapa inicial de unos 20-24 alineadores, el grueso del tratamiento, y una etapa de perfeccionamiento de unos 6 alineadores, donde se pulen los detalles finales.

Cuando veamos tu caso te daremos más información detallada.

¿Podré hacer vida normal?

Invisalign es un sistema de ortodoncia removible, lo que significa que son de “quita y pon”.

Podrás quitártelos cuando tú creas conveniente: para comer, salir a tomar algo, o sencillamente para lavarte los dientes.

Piensa por un momento en la alternativa, en los aparatos fijos, en lo que les gustaría a las personas que llevan aparatos fijos poder quitárselos para comer,…¿te das cuenta? ¡tú lo podrás hacer durante todo el tratamiento!

¿Puedo usar Invisalign?

Inicialmente Invisalign sólo podía tratar casos sencillos, pero la constante evolución del sistema permite corregir cada día casos más complejos.
Seguramente se puede tratar tu problema con Invisalign.

Cuanta más experiencia tiene el ortodoncista con el sistema Invisalign, mayor es la probabilidad de que pueda tratar tu caso.

Llámanos sin compromiso.
Evaluaremos tu caso y te explicaremos en detalle cómo funcionará Invisalign contigo.